Richard Hawley – Hollow Meadows

Richard Hawley, "Hollow Meadows" (2015), album art, 500px

Richard Hawley

Hollow Meadows

Parlophone | Web oficial

11 de septiembre, 2015
Sheffield, Reino Unido
RockPop, Cantautor

Puedes escucharlo:
SpotifyiTunes


Si cada maestro tiene su librillo, Richard Hawley tiene más de uno. Y el que ha usado para forjar su octavo trabajo es quizás el que mejor resume su condición de crooner contemporáneo. Gestado durante el tiempo en el que tuvo que reposar forzosamente -tras romperse una pierna y padecer una hernia de disco-, “Hollow Meadows” supone el regreso del músico de Sheffield a los frondosos bosques en los que se ganó la condición de trovador moderno, con su sonido envolvente y esa inigualable voz que todo lo hechiza.

Aunque el experimento guitarrero e indignado de “Standing At The Sky’s Edge” (2012) no salió nada mal, el ex de Pulp parece ser incapaz de abandonar su identidad como cantante melódico. En este “Hollow Meadows“, formado por diez cortes, Hawley vuelve a deleitarnos con esa voz, ronca y seductora, que exhibe para interpretar canciones que bien podrían haber sonado en uno de aquellos locales nocturnos, refugio de corazones rotos, en los que se solían desarrollar muchas de las películas norteamericanas de los años cuarenta y cincuenta del siglo pasado.

Embriagado de melancolía y cierto romanticismo, el británico canta a la necesidad de amar y ser amado en piezas como “I Still Want You” -la canción que abre el trabajo y que es sin duda la que mejor ejemplifica el regreso a los territorios melódicos-, “The World Looks Down”, “Serenade of Blue” o la solemne “Long Time Down”. Sin embargo, y para no decepcionar a los que también amamos su faceta más rebelde, “Which Way” y “Heart of Oak” ponen esa pizca de guitarra distorsionada que no podía faltar.

Olvidemos al mediático Sam Smith. Quedémonos con el romanticismo caballeroso de Frank Sinatra. Le añadimos la expresividad de Elvis Presley y la fermentamos con la corpulencia áspera de Leonard Cohen. Obtendremos con esa receta el perfil del crooner de los tiempos modernos. Richard Hawley ha vuelto con fuerza para defender su hegemonía real.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.