Spectres – Dying

Spectres, Dying, art 500px

Spectres

Dying

Sonic Cathedral | Web oficial
23 de febrero, 2015
Bristol, Reino Unido
Shoegaze, Noise, Post-Punk

Artistas similares:
Viet Cong | Lower | Nothing

7.5

Puedes escucharlo:
Spotify


Con semejante título y portada, es fácil imaginarse lo que nos espera musicalmente en “Dying“. El álbum debut de Spectres se sitúa en el nivel más alto de experimentación, oscuridad y eclecticismo. Shoegaze mezclado con psicodelia, post-punk y noise, una máquina en corrosión que te eleva a la superficie para después volver a hundirte una y otra vez.

Con influencias dispares como My Bloody Valentine,  The Jesus and Mary Chain Sonic Youth, la banda Spectres, recientemente nacida en Devon, Inglaterra, ha creado un primer LP denso, que te sumerge en las profundidades y solo puntualmente te deja ver la luz. Mientras que sus previos EPs fueron editados por su propio sello Howling Owl, este “Dying” ha salido de Sonic Cathedral, discográfica que ha trabajado con grupos como Dissapears, Kyte, Echo Lake, Anton Newcombe, Dead Meadow, A Place To Bury Strangers, Dean & Britta, Gravenhurst, Beach Fossils, etc.

La producción corre a cargo de Dominic Mitchison (Howling Owl Records) y de masterizar se ha encargado el gran Sonic Boom, lo que confiere al disco ese atmósfera psicodélica y narcótica de luces y sombras. Por actitud y temática (alcoholismo, depresión, insomnio, existencialismo), Spectres se sitúa en la línea de grupos que también han debutado recientemente de forma brillante como Viet Cong, Nothing, Lower o SUMAC. ¿Será que últimamente invaden nuestro mundo los turbulentos sentimientos de furia, incomprensión, rabia, violencia, desasosiego, decadencia y muerte?

Tras la breve introducción ruidosa de “Drag“, el LP comienza con un tempo rapido y melodías vocales pegadizas en “Mirror and Sink“, dando paso a “The Sky Of All Places“, una explosión de shoegaze envolvente y psicodelia que ya vio la luz el año pasado y ha sido regrabada para la ocasión. “Family”, donde se puede escuchar claramente a Sonic Youth, vuelve a la carga con cambios de tempo, pasajes rápidos con guitarras furiosas, gritos y frases repetitivas, intercalados por otros lentos con acordes rotos. “This Purgatory” nos lleva de nuevo hacia abajo durante 7 minutos con su percusión hipnótica y capas de guitarras que rugen. Y siguiendo con la alternancia entre un tema rápido y otro lento, “Mirror” y “Blood In The Cups” conforman el siguiente binomio. “Sink“, donde las guitarras son especialmente repetitivas, con disonancias y mucha distorsión, describe perfectamente con una palabra la sensación de permanente tensión, asfixia y ahogo presente en todo el álbum. “Lump” hace crecer aún más el nivel de experimentación hasta llegar a “Sea Of Trees“, un interesante cierre: es un corte melódico en el que hacia la mitad aparece un alto nivel de ruido que de pronto se desvanece y deja que la canción siga su curso como si nada hubiera ocurrido, hasta finalmente desaparecer de forma paulatina.

En definitiva, este es un trabajo muy interesante, recomendable para los amantes del guitarreo salvaje, la experimentación ruidosa, las atmósferas oscuras y los rituales catárticos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies