The Orwells – Disgraceland

The Orwells

Disgraceland

Canvasback Music, Atlantic Records | Web oficial
2 de junio, 2014
Elmhurst, Illinois, Estados Unidos
Rock, Garage Rock, Post Punk Revival

Artistas similares:
The Libertines | Bass Drum Of Death | The Vaccines

8.0

Puedes escucharlo:
Spotify


La vuelta del revival más gamberro se hace realidad con la aparición en escena de The Orwells, un quinteto de Illinois con el excéntrico Mario Cuomo al frente de la banda. Guitarrazos contundentes y chulería de la vieja escuela sin tapujos.

Si bien The Orwells empezaron a hacerse conocidos desde la ya mítica y bizarra actuación en el programa “Late Show with David Letterman” del pasado mes de enero, la verdad es que la banda tiene ya unos años de trabajo a sus espaldas. Desde su formación en 2009 han grabado varias maquetas y en agosto de 2012 publicaron su primer álbum de estudio, “Remember When” (2012), con el sello Autumn Tone Records. El colofón final fue ser elegidos como teloneros de los Arctic Monkeys en la gira de su último disco, “AM”. Y seguramente que a consecuencia de la publicación en 2013 de dos Eps que desbordaban talento y calidad por todos lados. Esos eran “Other Voices” y “Who Needs You”, en el cual estaba el sencillo con el mismo nombre “Who Need You”, una auténtica barbaridad de tema que auguraba un futuro prometedor a la banda.

Este año han publicado “Disgraceland”, su esperado segundo álbum de estudio y el primero con Canvasback, perteneciente a Atlantic Records. Un salto descomunal en popularidad en tan solo 2 años, y que si bien a veces puede ser un arma de doble filo con las nuevas bandas, la verdad es que poco les ha afectado. Disgraceland es un jodido desenfreno de emociones con sus guitarras que parecen provenir de la dorada época del revival. No desentonarían si hubieran aparecido junto a The Libertines, The Pigeon Detectives, The Strokes, Louis XIV o Arctic Monkeys, por citar algunos de la extensa lista.

Disgraceland es como un mes de verano de un adolescente, donde conoce los vicios por primera vez, sus primeras juergas desenfrenadas, sus primeros cigarrillos. Esas noches sin fin donde no importan las consecuencias. Ese verano donde conoce a su primer amor imposible con la típica chica alocada que le besa y al momento pasa de el. Es una tormenta de emociones. Es ese proceso en el que comienzas como un niñato y terminas madurando. Es sentirte perdido sin encontrar a tus amigos por la noche entre el gentío de personas del pueblo de turno donde conoces a personajes nocturnos que te ofrecen cigarrillos como si fueran colegas tuyos de toda la vida y que te lo pasas como nunca. Personas que no vuelves a ver en la vida por cierto. Disgraceland son esos buenos momentos que jamás se te olvidarán por mucho que pase el tiempo.

Un disco en el que encuentras un tema como “Dirty Sheets”, donde la banda es poseída por el espiritu de The Doors es una jodida bendición. La macarra “Who Needs You”, la noventera “The Righteous One” o ese flechado directo al corazón que supone escuchar por primera vez “Blood Bubbles”. Y también temazos atemporales, entre otros, como “Let It Burn”“North Ave” o esa locura de tema y su solo de guitarra que te pone los pelos de punta llamada “Bathroom Tile Blues”.

“Disgraceland” es lo que se esperaba que fuera. Un disco que te hace sentirte orgulloso de haberte fumado esos cigarros y bebido esas cervezas en esos pubs de mala muerte que ni recuerdas, pero que si te hacen recordar a la gente con la que estabas y de vivir lo que has vivido. Y lo que te queda por vivir.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.